El futuro de las aplicaciones de las células madre está plagado de esperanzas para todas aquellas personas que esperan una cura a la diabetis tipo 1, el Parkinsón o una lesión de rodilla a través de la medicina regnerativa, para las personas que tras un accidente necesiten un trasplante de un órgano bioartificial e incluso para aquellos que recurren a los tratamientos de estética para evitar la caida del cabello, borrar las arrugas o moldear su figura. Pero las células madre no son sólo ricas en aplicaciones médicas en el futuro, en la actualidad existen numerosos tratamientos para enfermedades de tipo hematológico, para determinados tipos de cáncer com la leucemia y para algunas patologías genéticas o imnunológicas. En este blog tienes información contrastada de las diferentes aplicaciones de las células madre en la actualidad, tanto en humanos como en animales y de las investigaciones que se están haciendo para nuevas aplicaciones: infartos de corazón, curación de fracturas, aumentos pecho, la alopecia, regeneración de la piel, de venas, arterias, músculos y articulaciones, la construcción de un corazón o un pulmón bioartificial... y son proyectos que ya están en vías de desarrollo. Además de la medicina regenerativa en las aplicaciones clínicas también tenemos en cuenta las terapias génicas y los tratamientos de inmunología, ya que por ejemplo el trasplante de riñones de otra persona es más eficaz si se administran células madre al mismo tiempo.

Premio Ogawa Yamanaka, el Nobel de las células madre

Para obtener un premio Nobel de medicina hay que realizar un descubrimiento espectacular. En gran medida llegar a un resultado de ese calibre depende de la suerte y no sólo de la tenacidad e ingenio del investigador. Por eso es importante que existan premios de primera categoria dentrados en una disciplina científica concreta, como el Ogawa Yamanka que es un premio dedicado sólo a la investigación con células madre.

El Premio Ogawa-Yamanaka para células madre reconoce a los individuos que tienen una investigación origianal con tecnologia avanzada de reprogramación celular aplicada a medicina regenerativa. El premio se estableció en 2015 y de momento se ha celebrado cada año, entregando el galardón y un premio en metálico que a fecha de 2019 es de 150.000 dolares.

El premio lo concede el Instituto Gladstone y le da soporte el grupo Cell Press. La ceremonia se celebra en San Francisco, California, donde se hace entrega del premio. El nombre parte del difunto Hiro i Betty Ogawa, que hizo una generosa donación de soporte al instituto Gladstone y delnombre del investigador Shinya Yamanaka, que obtuvo su premio Nobel por la creación de células iPS, es decir células madre inducidas.

Aún no hay un premiado para el 2019.

2018. Marius Wernig, MD, profesor associado al Instituto de Biologia de Celulas Madre y Medicina Regenerativa de la Universidad de Stanford

¿Por qué? Por sus estudios de reprogramació neuronal directa i per sus contribucions en la investigación curas basadas en iPSCs de enfermedades neurològicas i trastornos de la piel.

2017. Lorenz P. Studer, MD. Director del Centro de Biologia de Celulas Madre y miembro del Programa de Biologia del Desarrollo del Memorial Sloan Kettering Cancer Center

¿Por qué? Por sus investigaciones sobre la reprogramación cel·luar, aplicada a iPSCs. Su trabajo ha tenido impacto en la investigación terapeutica de trastornos neurológicos y en concreto de la enfermedad de Parkinson.

2016. Douglas Melton, PhD. Co-director del Harvard Stem Cell Institute, profesor de la Universidad de Xander a la Universidad de Harvard, investigador de l'Institut Mèdic Howard Hughes

¿Por qué? El premio Ogawa Yamanaka lo recibo por descubrir una nueva forma de reproramar células madre en células productoras de insulina. Descubrimiento de aplicación evidente para la cura de la diabetis.

2015. Masayo Takahashi, MD, Cap de projecte de doctorat , laboratori per a la regeneració de la retina al Centre de Biologia del Desenvolupament de RIKEN

¿Por qué? Por la investigación que permitio el primer ensayo clínico con humanos aplicando células madre inducidas (iPS), junto con sus trabajos para el tratamiento de enfermedades de la retina, como la degeneración macular.

No hay comentarios:

Publicar un comentario