El futuro de las aplicaciones de las células madre está plagado de esperanzas para todas aquellas personas que esperan una cura a la diabetis tipo 1, el Parkinsón o una lesión de rodilla a través de la medicina regnerativa, para las personas que tras un accidente necesiten un trasplante de un órgano bioartificial e incluso para aquellos que recurren a los tratamientos de estética para evitar la caida del cabello, borrar las arrugas o moldear su figura. Pero las células madre no son sólo ricas en aplicaciones médicas en el futuro, en la actualidad existen numerosos tratamientos para enfermedades de tipo hematológico, para determinados tipos de cáncer com la leucemia y para algunas patologías genéticas o imnunológicas. En este blog tienes información contrastada de las diferentes aplicaciones de las células madre en la actualidad, tanto en humanos como en animales y de las investigaciones que se están haciendo para nuevas aplicaciones: infartos de corazón, curación de fracturas, aumentos pecho, la alopecia, regeneración de la piel, de venas, arterias, músculos y articulaciones, la construcción de un corazón o un pulmón bioartificial... y son proyectos que ya están en vías de desarrollo. Además de la medicina regenerativa en las aplicaciones clínicas también tenemos en cuenta las terapias génicas y los tratamientos de inmunología, ya que por ejemplo el trasplante de riñones de otra persona es más eficaz si se administran células madre al mismo tiempo.

L1CAM, las células madre cancerosas y la metástasis

L1CAM es una proteína transmembrana de adhesión celular cuya función principal es crear uniones entre neuronas. También se sabe que participa en el direccionamiento del axón y la migración de las células neurales. Pero esta proteína vital para el correcto funcionamiento del cerebro humano también tiene un gran importancia en la propagación del cáncer por el cuerpo humano. Hoy, ha salido en prensa la noticia de que Joan Masagué Solé, un reputado un científico español, ha encontrado en esta proteína la clave de la metástasis, y afirma que bloqueando L1CAM se podrían controlar los tumores y evitar que las células madre cancerosas se propaguen a través del torrente sanguíneo.

A raiz de la noticia he investigado si exiten otras investigaciones previas sobre L1CAM y las células madre. Y algo sí que hay, y todos los estudios están centrados en las células madre cancerosas (aquellas que tienen la capacidad de multiplicarse dentro de un tumor).

2008. Atacar a las células madre del cáncer a través de L1CAM suprime el crecimiento del glioma. El estudio realizado con animales demuestra que la disminución de la actividad de L1CAM mejora el nivel de supervivencia, y por lo tanto que es una diana interesante para elaborar terapias.

2011. L1CAM regula el control de daños del ADN (mutaciones) en las células madre de glioblastoma. El gliobastoma es un tipo de cáncer en el cerebro que es muy letal y no tienen cura en la actualidad. L1CAM regula la expresión de NBS1, un componente crítico del complejo MRE11-RAD50-NBS1 (MRN) que activa la ATM quinasa y la respuesta de control del ADN.

No hay comentarios:

Publicar un comentario