El futuro de las aplicaciones de las células madre está plagado de esperanzas para todas aquellas personas que esperan una cura a la diabetis tipo 1, el Parkinsón o una lesión de rodilla a través de la medicina regnerativa, para las personas que tras un accidente necesiten un trasplante de un órgano bioartificial e incluso para aquellos que recurren a los tratamientos de estética para evitar la caida del cabello, borrar las arrugas o moldear su figura. Pero las células madre no son sólo ricas en aplicaciones médicas en el futuro, en la actualidad existen numerosos tratamientos para enfermedades de tipo hematológico, para determinados tipos de cáncer com la leucemia y para algunas patologías genéticas o imnunológicas. En este blog tienes información contrastada de las diferentes aplicaciones de las células madre en la actualidad, tanto en humanos como en animales y de las investigaciones que se están haciendo para nuevas aplicaciones: infartos de corazón, curación de fracturas, aumentos pecho, la alopecia, regeneración de la piel, de venas, arterias, músculos y articulaciones, la construcción de un corazón o un pulmón bioartificial... y son proyectos que ya están en vías de desarrollo. Además de la medicina regenerativa en las aplicaciones clínicas también tenemos en cuenta las terapias génicas y los tratamientos de inmunología, ya que por ejemplo el trasplante de riñones de otra persona es más eficaz si se administran células madre al mismo tiempo.

SIDA, VIH y células madre

Una de las aplicaciones más novedosas de las células madre dentro de la medicina es la posibilidad de combatir con ellas el SIDA, reforzando el sistema inmunitario con unas lineas celulares especiales que han sido modificadas por ingeniería genética. Como sabras el VIH es un virus que no mata a nadie, pero que al eliminar las defensas específicas de nuestro cuerpo la persona es muy vulnerable a la invasión de los microorganismos, de forma que una gripe puede matar a la persona. Esta aplicación es un tratamiento de terapia génica que necesita crear células inmunitarias "artificiales" que tengan funciones citotóxicas y que sean resistentes al VIH o virus del SIDA. El trasplante se realiza de las células madre o troncales, que al haberse cambiado su ADN se diferenciaran en esta estripe especial capaz de frenar el SIDA eliminando las células de los tejidos del cuerpo humano.


2006. En Berlín, Alemania se realiza un trasplante de médula ósea que cura el SIDA. El paciente fue un norteamericano con leucemia, Timothy Brown, de 46 años. Es en 2007-2008 cuando se descubre y se confirma que el paciente ha sido curado y no hay síntomas del SIDA. De este caso aislado no hay ...

2012, junio. De momento es una terapia en investigación en UCLA, que se basa en terapia génica pero que en el futuro puede llegar a ser una pieza clave dentro de las terapias regenerativas.

2014, enero. Una investigación sobre el VIH detecta que cuando se realizan terapias contra el virus con supresores antirretrovirales, el VIH se esconde dentro de las células T de memoria (son un tipo de células madre) y por ello a largo plazo la enfermedad no es curada con estas terapias. Este descubrimiento de la relación entre el VIH y las células madre abre nuevas vías para mejorar las terapias actuales.

2014, julio. Aparecen en Australia dos nuevos casos de personas que tras emplear un tratamiento con células madre para combatir otra enfermedad (cáncer) se ven libres del VIH. Los medios afirman que son dos nuevos casos de curación, pero los científicos advierten que hay que ser precavidos. Ya se han dado casos de pacientes en los que había desaparecido la presencia de VIH y tras dejar la medicación retroviral volvía a aparecer.

2014, noviembre. Intentar modificar la genética de algunas células madre para combatir con ellas el virus del VIH.

No hay comentarios:

Publicar un comentario