El futuro de las aplicaciones de las células madre está plagado de esperanzas para todas aquellas personas que esperan una cura a la diabetis tipo 1, el Parkinsón o una lesión de rodilla a través de la medicina regnerativa, para las personas que tras un accidente necesiten un trasplante de un órgano bioartificial e incluso para aquellos que recurren a los tratamientos de estética para evitar la caida del cabello, borrar las arrugas o moldear su figura. Pero las células madre no son sólo ricas en aplicaciones médicas en el futuro, en la actualidad existen numerosos tratamientos para enfermedades de tipo hematológico, para determinados tipos de cáncer com la leucemia y para algunas patologías genéticas o imnunológicas. En este blog tienes información contrastada de las diferentes aplicaciones de las células madre en la actualidad, tanto en humanos como en animales y de las investigaciones que se están haciendo para nuevas aplicaciones: infartos de corazón, curación de fracturas, aumentos pecho, la alopecia, regeneración de la piel, de venas, arterias, músculos y articulaciones, la construcción de un corazón o un pulmón bioartificial... y son proyectos que ya están en vías de desarrollo. Además de la medicina regenerativa en las aplicaciones clínicas también tenemos en cuenta las terapias génicas y los tratamientos de inmunología, ya que por ejemplo el trasplante de riñones de otra persona es más eficaz si se administran células madre al mismo tiempo.

Órganos y seres humanos en chips

Ya he comentado en otras ocasiones que el desarrollo de la biotecnología de las células madre es muy importante para la investigación ya que se pueden probar medicamentos y otros productos sobre tejidos humanos antes de tener que probarlos en las personas. Pero este sistema tiene un duro competidor que nació en 2012 y tiene vocación de evolucionar este 2014. La idea se llama órganos en chips, porque es una técnica que permite reproducir en un tamaño muy pequeño "órganos humanos". Bueno, los órganos son modelos que tienen sus limitaciones, pero están formados por las células de una persona y permite ver como las células y órganos de esta persona van a reaccionar ante una sustancia que se introduzca en la sangre. Una vez que este concepto de órganos humanos en chips ha sido probado de forma efectiva hay científicos que se plantean unir estos chips de diferentes órganos par formar sistemas completos. Si esto se lleva a cabo bien se conseguirían modelos de seres humano sen chips.


Los chips tienen casi el grosor de una pantalla de microscopio, pero funcionan. Son máquinas pequeñas, conectadas a toda clase de tubos y alambres para ayudar a imitar la fisiología humana: verdaderos órganos artificiales. Entre los órganos con chips que se quieren desarrollar están la piel, el pulmón, el estómago, el hígado y el más difícil de todos, el cerebro. Pero empecemos por uno más sencillo. ¿Cómo sería un pulmón en un chip? En este caso el chip tiene por un lado vasos sanguíneos que representan la parte interior del pulmón y por otro el tejido celular de los alvéolos que está en contacto con el aire. Pequeñas bombas y vacíos modelan la respiración y el flujo de sangre.

Se espera que esos chips provean una manera confiable y barata de estudiar enfermedades humanas, y aunque algunos científicos le dan menos importancia también ayudan a que no se incremente el sufrimiento animal experimentando con ratas, monos, etc. De echo la experimentación en animales no es fiable, pues por ejemplo las ratas pueden eliminar productos que son tóxicos para los humanos gracias a una actividad metabólica excepcional de su hígado. El uso de estos órganos en chips además tiene la ventaja de poder formar ambientes tridimensionales, superiores a los cultivo planos de células a la hora de ver los efectos reales de los medicamentos.

Como colofón de este desarrollo que se está realizando principalmente en EEUU, os dejo una intervención de Geraldine Hamilton en un TED, en el que expone la nueva idea que explicaba en la introducción. La unión de varios chips para formar un "modelo" de un cuerpo humano en las investigaciones. Una idea cuanto menos prometedora.


4 comentarios:

  1. Parece alentador. Pero todo está como bloqueado por décadas por las genocidas patentes, etc. Gracias joan tapia por lo que hace por nosotros la humanidad, y las gentes siguen muriendos por vejez, enfermedades, etc., aun existiendos técnicas que evitarían lo mismo. Por eso te queremos a tí y demás con webs nobles y a gahb y demás científicos y otros que nos ayudan a sobrevivir. Los derechos humanos a la vida y la salud aun nos las pisotean. Maira.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Maira, gracias a ustedes por colaborar con el blog, aportando vuestra opinión sobre las nuevas tecnologías con células madre.

      Eliminar
  2. Los que nos falta tambien que nos controlen colocandonos chips y saber en donde estamos y que estamos haciendos. Rey.

    ResponderEliminar
  3. Hola Rey, aclaro que los chips de los que se habla en el artículo no son chips que se implanten en las personas. Por otro lado estoy de acuerdo con tu preocupación, de momento ya han conseguido que la gran mayoría de personas de occidente esté enganchado a un chip, el de su teléfono portátil.

    ResponderEliminar