El futuro de las aplicaciones de las células madre está plagado de esperanzas para todas aquellas personas que esperan una cura a la diabetis tipo 1, el Parkinsón o una lesión de rodilla a través de la medicina regnerativa, para las personas que tras un accidente necesiten un trasplante de un órgano bioartificial e incluso para aquellos que recurren a los tratamientos de estética para evitar la caida del cabello, borrar las arrugas o moldear su figura. Pero las células madre no son sólo ricas en aplicaciones médicas en el futuro, en la actualidad existen numerosos tratamientos para enfermedades de tipo hematológico, para determinados tipos de cáncer com la leucemia y para algunas patologías genéticas o imnunológicas. En este blog tienes información contrastada de las diferentes aplicaciones de las células madre en la actualidad, tanto en humanos como en animales y de las investigaciones que se están haciendo para nuevas aplicaciones: infartos de corazón, curación de fracturas, aumentos pecho, la alopecia, regeneración de la piel, de venas, arterias, músculos y articulaciones, la construcción de un corazón o un pulmón bioartificial... y son proyectos que ya están en vías de desarrollo. Además de la medicina regenerativa en las aplicaciones clínicas también tenemos en cuenta las terapias génicas y los tratamientos de inmunología, ya que por ejemplo el trasplante de riñones de otra persona es más eficaz si se administran células madre al mismo tiempo.

Qué son células madre y para que sirven

En este post trataremos un tema fundamental del blog: Qué son las células madre y para que sirven, es decir, sus aplicaciones. Definirlas es muy sencillo, ya que son todas las células de un organismo pluricelular sano capaces de dividirse en dos células similares. Ellas son las que hacen que el cuerpo humano, un pez o planta crezcan. También son las que regeneran los órganos una vez se ha llegado a la edad adulta y por lo tanto retrasan el envejecimiento  ¿Qué son células madre? Ya lo hemos explicado, tal y como dice la palabra son aquellas células del cuerpo humano que tienen la capacidad de dividirse para crear nuevas células diferenciadas, a las cuales podríamos llamar "células hijas": neuronas, condrocitos, glóbulos rojos, leucocitos, fibras musculares...

Perfecto, ya sabemos qué son las células madre, ahora nos queda explicar para que sirven. Sus aplicaciones principales son de tipo médico, ya que son parte del tratamiento de enfermedades como la leucemia y en un futuro próximo se emplearan para detener la diabetes, el Parkinson o la degeneración muscular. Estas células madre que sirven para regenerar los tejidos tienen otras aplicaciones médicas: sirven para curar a los animales (veterinaria), para crear órganos bioartificiales (ingeniería de tejidos), para realizar investigaciones científicas sin necesidad de experimentar sobre animales (ética), para combatir problemas genéticos (terapia génica) o inmunológicos, para combatir el envejecimiento y mejorar el aspecto (estética). Además se cree que en un futuro próximo será posible activar las propias células madre del paciente aplicando nuevos medicamentos específicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario