El futuro de las aplicaciones de las células madre está plagado de esperanzas para todas aquellas personas que esperan una cura a la diabetis tipo 1, el Parkinsón o una lesión de rodilla a través de la medicina regnerativa, para las personas que tras un accidente necesiten un trasplante de un órgano bioartificial e incluso para aquellos que recurren a los tratamientos de estética para evitar la caida del cabello, borrar las arrugas o moldear su figura. Pero las células madre no son sólo ricas en aplicaciones médicas en el futuro, en la actualidad existen numerosos tratamientos para enfermedades de tipo hematológico, para determinados tipos de cáncer com la leucemia y para algunas patologías genéticas o imnunológicas. En este blog tienes información contrastada de las diferentes aplicaciones de las células madre en la actualidad, tanto en humanos como en animales y de las investigaciones que se están haciendo para nuevas aplicaciones: infartos de corazón, curación de fracturas, aumentos pecho, la alopecia, regeneración de la piel, de venas, arterias, músculos y articulaciones, la construcción de un corazón o un pulmón bioartificial... y son proyectos que ya están en vías de desarrollo. Además de la medicina regenerativa en las aplicaciones clínicas también tenemos en cuenta las terapias génicas y los tratamientos de inmunología, ya que por ejemplo el trasplante de riñones de otra persona es más eficaz si se administran células madre al mismo tiempo.

Regeneración de tendones en caballos: células madre

Los caballos son un modelo excelente para todos los trabajo relacionados con músculos y el sistema esquelético, incluyendo la regeneración rápida de tendones.

2004-2005. Se realizan primeros ensayos en caballos de EEUU del uso de células madre mesenquimales para mejorar la regeneración de sus tendones. Posteriormente se recogen los resultados obtenidos para realizar un tratamiento estadístico. La efectividad de sus tratamientos para trabajos de alta intensidad está entre el 51% y el 81%, en función del tendón dañado. Pero prácticamente todos los caballos (entre un 90% y un 100%) volvió a tener una movilidad correcta en trabajos de intensidad moderada.

2011. Una clínica veterinaria de Argentina ha realizado tratamientos experimentales a más de 50 caballos de élite (deportivos o de carreras), para tratar problemas articulares, algunos de ellos en los tendones.

2012. La facultad de veterinaria de Zaragoza ha realizado tratamientos con células madre para regenerar los tendones del caballo, para curar la tendinitis. Se usan células madre adultas de tipo mesenquimal y también hematopoyeticas, que son cultivadas en el laboratorio. Lo que se busca es conseguir que no cicatrice la herida sino que desaparezca al regenerarse el tendón de forma completa.



2014, junio. Los tratamientos para regenerar los tendondes de los caballos es algo que ya está ampliamente aceptado. El tratamiento hace que los resultados de la curación sean mejores porque literalmente se regenera el tendón de forma que la herida desaparece y no cicatriza. Tras la curación, la tasa de una nueva lesión disminuye un 50%-75% (los porcentajes varían según las fuentes), respecto a caballos que han sufrido otros tratamientos. El tratamiento empleado en caballos será la base para el uso de técnicas similares en personas que tienen tendinitis, lesiones u otros problemas con sus tendones.

No hay comentarios:

Publicar un comentario